ÍndiceFAQRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Guía del juego

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Macedows
Stronghold Guardian
avatar

Edad : 27
Inscripción : 15/12/2009
Mensajes del foro : 9081
Diploma Conmemorativo Leyendas Jedi Knight 3 Campeón I Torneo JD de Boxeo (2012) Campeón I Torneo JD con Companions (2013) Plata I Torneo JD Czerka (2013) Plata I Ebon Hawk League JD (2013-2014) Rango de Raider (2014) Bronce Inversor 2014 Gran Conquistador (3.0)

MensajeTema: Guía del juego   Jue 21 Jul 2011 - 15:12

Citación :
CAPITULO 1: La Nave de la Federación Comercial

En este episodio interpretas el personaje de Obi-Wan, el discípulo de Qui-Gon. Después de la conversación automática, un androide de protocolo entrará en la habitación al tiempo que ésta se llena de humo. Puedes esperar hasta que Qui Gon saque su sable láser, o puedes hablar mientras tanto con el androide para recabar información. Dada la alarma, dirígete a la puerta y ésta se abrirá, dejándose paso libre para enfrentarte a tu primera horda de androides de batalla.

Con esta primera oleada, Qui-Gon te ayudará tanto que puede terminar la batalla él solo, pero conviene que vayas practicando tus habilidades con el sable. Eliminados los androides, busca en la habitación de la izquierda un detonador termal en un compartimento secreto que abrirás usando el ícono de la mano. Hay también una vida completa en la pequeña habitación de la esquina. En la habitación de la derecha, el compartimento contiene un blaster con 250 disparos.

Dirígete ahora al final del corredor, donde encontrarás una unidad R2 arreglando una puerta. A la derecha de esta unidad hay dos androides de batalla esperando para hacerte una emboscada. Mátalos, pasa por la puerta pequeña y usa el panel de control para abrir la puerta.

Continúa ahora por esta puerta y ve a la derecha, donde encontrarás tus primeros Destructores. Estos cacharros son una auténtica pesadilla, pero puedes aprovechar para practicar un poco con ellos antes de pasar a niveles más difíciles. Puedes intentar acercarte mientras están rotando y colocándose, con sus escudos bajos, para inflingirles un montón de daño, y puedes deflectar sus disparos con tu sable e intentar que reboten hasta ellos. Todo esto exige un montón de práctica. Si optas por huir, de todas formas, puedes continuar hacia la derecha y abrir la siguiente puerta usando los controles.

Sigue ahora a Qui-Gon y continúa avanzando hasta la siguiente puerta. El líder de la federación cerrará la puerta en tus narices y serás emboscado por otra gran cantidad de androides, así que lo mejor será seguir el consejo de tu maestro y salir corriendo. Ve a la derecha, y luego toma la pequeña abertura de la izquierda. Te encontrarás corriendo por un largo corredor, pero el suelo cederá y tú caerás abajo, separándote de Qui-Gon.

Sigue por la pasarela elevada hasta el hangar, y observa si quieres cómo tu nave es hecha pedazos. Continúa corriendo y enfréntate a los androides de mantenimiento que pueblan estos túneles. Son unos adversarios bastante malos. Esta zona es como un laberinto, pero afortunadamente no es muy grande. Mantente pegado a tu derecha hasta que llegues a una puerta con un símbolo rojo. Encara la puerta y sigue por la izquierda hasta encontrar un panel de control que la abre. Pasa al interior, deja salir al androide de mantenimiento, y pulsa el botón de la pared, luego vuelve a salir y sigue recto hasta que encuentres un muro, luego dobla a la derecha hasta encontrar una puerta que debe estar abierta. Si está cerrada, repite todo el proceso mucho más rápidamente (las puertas se cierran solas).

Los paneles de control de las siguientes dos puertas están muy muy cerca de donde estás ahora, así que no tendrás problemas en encontrarlas. Sigue luego el camino y deja atrás el ventilador, hacia otro corredor. El camino de la izquierda te llevará a una sala con tres androides de batalla y una vida completa. Si eres capaz de saltar el agujero, llegarás a otra habitación con un detonador termal. Vuelve atrás y el suelo cederá bajo tus pies. Luego sigue avanzando hasta una intersección con tres puertas azules y una roja. Hay un montón de androides de batalla aquí para eliminar.

Junto a la puerta roja hay dos cajas y un agujero en el suelo. Empuja las cajas hasta el agujero y, con un poco de suerte, conseguirás eliminar a uno o dos androides. Salta ahora hasta el agujero y elimina a los restantes androides. Hay también una vida completa en el suelo. Gira y usa el botón para abrir las puertas grandes y habla con el anciano que está allí, luego utiliza tu sable láser o el blaster para destruir el generador de energía.

Con esto habrás abierto la puerta roja. Salta por las cajas para salir de allí y combate con unos cuantos androides más para abrirte camino hasta la puerta roja. Ahora, ve inmediatamente hasta el ascensor de la izquierda y úsalo, porque habrá un androide starfighter. Para hacerlo desaparecer, pasa a través de la pequeña abertura y espera allí. Cuando el androide vea que te has ido, comenzará a irse. Una vez se haya marchado, sal de la abertura y coge el ascensor de nuevo hacia abajo y elimina a los androides. Hay una vida parcial en lo alto de una de las cajas. Mueve luego una de las cajas y encontrarás una habitación secreta con un detonador termal. En la esquina superior derecha de esta habitación, puedes tirar de otra de las cajas y encontrarás otra habitación secreta con un lanzador de cohetes con 5 cargas. Hecho esto, vuelve al ascensor y sube hasta la plataforma de arriba.

Desde esta plataforma, pasa por la abertura donde te escondiste del starfighter y te encontrarás en una pasarela elevada. Sigue avanzando hasta que escuchas a Qui-Gon llamándote. Escucha sus instrucciones y sigue caminando luego hasta el final del corredor. Verás un ascensor, pero sin panel de control. Sigue por el corredor de abajo y pulsa los paneles de control necesarios para hacer aparecer los controles del ascensor, tomando siempre las nuevas rutas que se abran.

Es extremadamente fácil porque este puzzle es muy lineal y sólo hay una ruta que tomar cada vez.

Con esto llegarás a la pasarela de abajo donde estaba Qui-Gon. Ve a la derecha en cuanto puedes y verás un par de plataformas con androides subiendo hasta tu posición. Encárgate de ellos y continúa hasta la plataforma de tu izquierda. Si activas el panel de control de esta plataforma, habrás acabado el nivel y descubierto todos los secretos.




CAPITULO 2: Los Pantanos de Naboo (I)

Comienzas este nivel en una especie de pantano. Gira a la izquierda y empieza a nadar hasta llegar a una plataforma de tierra. Si no puedes encontrarla, mantente nadando a lo largo del perímetro del pantano hasta que lo encuentres. Hay algunos androides de batalla allí, además de un blaster con 250 disparos. Después de acabar con ellos, vuelve a meterte en el agua, ve a la izquierda y continúa en esta dirección hasta que encuentres a Jar Jar Bins subido en una roca. En una esquina de este área verás una vida completa cerca de dos androides. Si haces un salto doble sobre la roca cercana, podrás coger otro detonador termal.
Para llegar donde está Jar Jar, rodea la roca y mueve la roca plana siguiendo las marcas del suelo. Salta ahora sobre la roca y salta de nuevo para alcanzar la superficie superior. Ahora cruza el tronco y gira a la izquierda: verás a Jar Jar en el suelo. Salta abajo cogiendo la bola de energía Gungan en el camino y sigue a Jar Jar con el sable en la mano porque vas a encontrarte con más androides.
Salta ahora en el agua y encuentra una alcoba a la derecha donde verás una vida completa. Sigue a Jar Jar y atraviesa un lugar lleno de esas criaturas pequeñas. Salta luego hasta el agua y continúa recto. Elimina al siguiente grupo de androides y llegarás a una serie de plataformas. Haz lo que Jar Jar dice y salta hasta lo más alto. Una vez arriba, verás a Jar Jar huyendo de los Maccaneks. Síguelo, teniendo cuidado los árboles que caen, y continúa hasta el final, luego sigue a la izquierda y encontrarás una pequeña roca con una vida parcial en lo alto. Llegado a esta roca, gira a la derecha y verás una piscina con un par de peces grandes. Elíminalos desde la orilla disparándoles con tu blaster y luego salta de plataforma en plataforma hasta llegar al otro lado. Una vez allí, continúa y haz un salto largo con carrera para llegar al tronco del otro extremo, donde Jar Jar estará esperando. Habla con él.




CAPITULO 3: Los Pantanos de Naboo (y II)

El área en el que estás ahora implica un montón de habilidad con los saltos, y si hasta ahora te has mostrado un poco torpe con esta particularidad del juego, mejor que grabes tus progresos cada poco tiempo. Para llegar a donde está Jar Jar, tendrás que hacer dos saltos largos con carrera, a la vez que esquivas al STAP atacándote desde lo alto. Es posible eliminar al STAP calculando bien el tiempo y deflectando el láser para conseguir que éste lo impacte, pero te advertimos que es MUY difícil y que mejor que comiences la huida.

Calcula entonces tu tiempo y haz los saltos, o engánchate a la liana cuando el STAP acabe de marcharse y trabaja rápido para llegar al otro lado. Una vez allí, sigue a Jar Jar de nuevo. Llegarás a un área con un profundo agujero en el suelo y una roca movible. Empuja la roca y tírala al interior del agujero, luego métete dentro, empuja la roca hasta el otro lado, salta sobre ella y, desde allí, salta de nuevo para salir por el otro lado.

En la siguiente prueba, necesitarás hacer un salto doble para engancharte a la liana. Una vez cogido de ella, cruza hacia la derecha y, cuando estés en el otro lado, pulsa la barra espaciadora para descolgarte y caer grácilmente al suelo. Te encontrarás de nuevo con Jar Jar y un buen montón de androides. Tendrás que ser rápido porque, en caso de que Jar Jar muera, perderás la partida.

Para eliminar a los droides, puedes utilizar cualquier cosa que quieras, pero el método más directo, rápido y divertido, es usar el cañón de repetición pesado de la izquierda. Hay androides destructores ocultos en las cajas, así que intenta no dispararlas durante la refriega, o las cajas se abrirán, conectando a los androides.

Una vez se haya acabado la batalla, sigue el sendero de la derecha y encontrarás a Qui-Gon y a Jar Jar, alcanzando así el final del nivel.




CAPITULO 4: Otoh Gunga. Liberar a Jar Jar

Comienzas este episodio en las cámaras de Boss Nass. Habla con Qui-Gon y abandona la habitación. Ve a la izquierda en la siguiente habitación de burbuja y recoge las bolas de energía Gungan. Vuelve atrás y deja atrás el acuario hasta llegar a una pequeña burbuja de transporte. Pulsa el botón. Sal de la burbuja y verás que tu camino está bloqueado por unos guardias Gungan que parecen odiar a los extranjeros. Recuerda que eres un Jedi, y recuerda también las palabras de Qui-Gon, y guarda tu sable láser y todas tus armas; puedes usar la fuerza para abrirte paso sin dañar a los Gungans, o puedes usar las bolas de energía aturdidoras.

Sigue pues por el camino hasta que llegues a un área donde habrá un pasaje con una puerta de cristal cerrada. Habla con el Gungan enfrente de lla y te dará un pase que te ayudará a abrir algunas de las puertas. Continúa hacia adelante y llegarás a un lugar donde tendrás que ajustar tu habilidad de salto hasta su límite. Básicamente, tienes que saltar de pilar en pilar para llegar al otro lado, pero sin tiempo a calcular el salto porque los pilares irán descendiendo a medida que los tocas. Si fracasas, irás a parar al agua, y tendrás que volver a subir para intentarlo de nuevo.

Una vez en el otro lado, continúa por la rampa. Las burbujas de la izquierda y la derecha tienen bolas de energía. Luego continúa hasta el final y usa otro transporte de burbuja. Sal de él cuando llegue a destino y te encontrarás con un botón. Púlsalo y sube corriendo antes de que la puerta se cierre.

Una vez arriba, llegarás a una burbuja con un Gungan al que debes hablar. Usa tus poderes mentales para dejarte paso y llegarás a otra burbuja con un campo de fuerza que está cubriendo el panel de control bajo tus pies. Hay pilares en tres esquinas, estando la cuarta abierta. En esa esquina hay un botón que queda demasiado alto, pero puedes empujar la caja para trepar hasta ella y pulsar el botón. Cada vez que pulses un botón, se abrirá otro pilar y, eventualmente, podrás pulsar el botón que está bajo el suelo.

Sal ahora de la estancia por la puerta recién abierta y salta hacia abajo, moviendo la caja hasta el pilar con el botón en él. Pulsa el botón, luego salta rápidamente hasta lo alto del pilar y haz un salto doble hacia la puerta.

Cruza la puerta y habla con el Gungan. Te ayudará a controlar los ascensores de burbuja. Continúa hasta el siguiente transporte y deja atrás a los guardias. Ahora coge la ruta de la izquierda, baja por la rampa, y entra en la cámara de contención. Necesitarás usar la fuerza para convencer al carcelero de que Jar Jar debe ir contigo.

Hecho esto, libera a Jar Jar y síguelo hasta encontrarte con Qui-Gon, con lo que habrás completado el nivel.




CAPITULO 5: Theed. Entrar al Palacio

Este nivel, y el que le sigue, son bastante difíciles. Hay un montón de lucha y un montón de disparos, y es bastante posible que mueras una y otra vez, así que graba tus progresos de tanto en cuando.

Comienzas el nivel al pie del puente que lleva a palacio. Al otro lado del puente hay un tanque de batalla disparando hacia tu posición, pero no puedes hacer nada con él: tendrás que buscar una via alternativa para llegar a palacio. Ahora, salta al pilar central y, desde allí, salta al agua por la derecha, y nada contra corriente hasta llegar a unos escalones en la parte derecha. Sube por ellos y alcanzarás un área con una enorme piscina de agua clara y tranquila. Métete en el agua tan lejos como puedas de la cascada. Hay un par de bloques de cemento en el agua en los que puedes saltar para tomarte un respiro de los enormes peces que flotan por allí.

En uno de los muros verás tres pequeñas cascadas. Encáralas. Al lado izquierdo verás ahora una plataforma y unas escaleras, por las que puedes subir hasta una pasarela que cruza estas cascadas. Haz tus saltos y, cuando llegues al otro lado, utiliza la fuerza para activar el mecanismo del otro lado; con esto aparecerá un puente levadizo.

En la siguiente área, hay un campo de fuerza rodeando una presa. A la izquierda hay otro mecanismo al que puedes disparar para activarlo. Cruza y sigue el sendero, y acabarás en un área con unos cuantos soldados de Theed. Ayúdalos a acabar con los invasores y habla con el soldado superviviente.

Sigue hacia adelante y verás que los jardines han sido invadidos por las tropas de la federación, y tú tienes que pasar en medio de todos ellos. En la parte derecha, hay un tanque de batalla, y créeme, es mejor evitarlos a toda costa. Gira entonces a la izquierda y ocúpate de los androides que verás en esta zona; eventualmente volverás a la ruta de la derecha descrita antes, pero pasado el tanque de batalla, lo que está muy bien. En el transcurso de esta vuelta por los jardines verás un soldado herido que te dará el código de apertura de la puerta de palacio.

Una vez en el sendero, huye del tanque todo lo rápido que puedas; eventualmente llegarás a las puertas del palacio donde un soldado te preguntará el código para abrirlas. Dale el código y síguele hasta que doble por un corredor estrecho a la izquierda; allí le espera una muerte segura y es mejor que no entres, o tu vida descenderá peligrosamente.

Sigue ahora adelante hasta que llegues a una piscina con uno de esos peces peligrosos y unas escaleras. Sube las escaleras, pulsa el botón y salta al agua. Sigue nadando hasta el siguiente grupo de escaleras, donde pulsarás otro botón. Esto hará que el nivel del agua baje de nuevo, con lo que puedes retroceder y pulsar un tercer botón que hará descender el puente.

Fíjate en las ventanas de las siguientes calles. Puedes saltar hasta ellas para conseguir algunos útiles extras, incluido 5 cargas adicionales para tu lanza cohetes. Hecho esto, sigue la calle hasta que te encuentres cara a cara con el tanque de batalla. Ahora dispones de cargas suficientes para volar a ese maldito tanque en pedazos, pero en realidad no es necesario. Acabar con uno de estos bichos es realmente una tarea ímproba. En su lugar, puedes subir rápidamente a ambos pilares a los dos lados de la escalera y, desde allí, usar la fuerza para activar las dos palancas que abren la puerta de palacio. Si todo esto te deja muy expuesto al tanque, antes de cruzar la puerta de palacio puedes meterte por el callejón a la izquierda de la puerta y coger allí una vida completa secreta.

Cuando cruces la puerta, el nivel concluirá.




CAPITULO 6: Theed. Escoltar a la Reina Amidala

En esta misión, tu objetivo es asegurar que la reina llegue a su destino. Comienzas siendo apartado tanto de tu mentor como de la guardia personal de la Reina, y con la reina acompañándote hasta una entrada secreta al lado de una estatua. Síguela y abre esa entrada retirando el bloque de la estatua. Una vez al otro lado, continúa hasta que lleguéis a un callejón sin salida donde la puerta está atrancada. Tienes que hacer un salto largo doble hasta la balconada del otro lado, pero elimina primero al androide que patrulla esa zona.

Una vez al otro lado, puedes pasar por la ventana y abrir la puerta usando el interruptor. Regresa a por la Reina y haz que pase por la habitación y descender por unas escaleras. En este punto, la Reina te dirá que esperará ahí hasta que asegures el camino. Recuerda volver a ver cómo está de vez en cuando porque algunos androides volverán para asesinarla.

Baja las escaleras y ve a la izquierda. Salta y agárrate del filo encima tuya, acaba con el androide y coge el blaster de repetición. Salta abajo y pasa a través de la puerta. Ignora al niño, y sube hasta el nivel superior, cogiendo la vida. Habla ahora con el niño y dile que es bastante seguro el volver con su madre. Síguele hasta su madre (cerca de la Reina) y podrás ser capaz de coger otro paquete de vida.

Sigue hacia adelante y, eventualmente, llegarás a un patio con un gran tanque de batalla disparándote. Saca tu lanza-cohetes y haz un solo disparo al tanque, con lo que se pondrá en movimiento dejándote cruzar por donde estaba. Al otro lado verás un botón en la pared de la derecha: púlsalo.Si continúas explorando esta zona llegarás a un grupo de celdas donde un prisionero te dará un detonador termal si lo liberas.

Ahora ve a la izquierda desde el patio, por unas escaleras, y llegarás al puente, donde un hombre herido te pedirá un poco de agua. Salta por el trozo de barandilla roto a tu espalda y camina por el pequeño sendero hasta rodear la casa, luego sube las escaleras. Allí verás un escudo de protección que puedes coger, así como un frasco con agua. Pulsa el botón rojo para abrir la puerta y estarás junto al soldado herido, a quien le darás el agua.

Regresa entonces con la Reina y habla con ella, diciéndole que te siga. En el patio, la reina se detendrá un momento para decirte que hay que abrir la puerta, pero podrás contestarla rápidamente que la puerta está arriba y que deberíais continuar.

En el siguiente área te verás sorprendido por un ataque de droides desde las ventanas. Es un poco difícil acertarles dada su posición, máxime porque si te retiras impactarán en la Reina. Sea como sea, debes eliminarlos. Cuando lo hayas hecho, la Reina correrá hasta el pie de la escalera y te dirá que le confirmes si es seguro seguir, dile que sí, pero apresúrate a subir corriendo la escalera y dejarla atrás llegando hasta la habitación del fondo. De esta manera, la Reina se quedará en mitad del pasillo superior, esperando a que vuelvas por ella, y no se quedará al pie de la escalera que es un lugar fatal porque, de acuerdo con nuestros planes, ése lugar estará pronto atestado de androides destructores.

Esta zona está llena de enemigos, y es uno de los lugares que más veces repetimos en nuestra búsqueda de alguna estrategia fácil y cómoda. La mejor solución para afrontar esta situación parece consistir en utilizar la habitación encima del arco donde están todos los androides de batalla para esconderse, y hacer entradas furtivas escaleras abajo donde puedes sorprender a muchos androides destructores mientras están andando o colocándose. Utiliza las granadas y los lásers, así como un detonador termal para arrojarlo por encima del puente hasta las tropas apostadas bajo éste. ¡Suerte!

Una vez eliminada toda oposición, vuelve a por la Reina y hará todo el camino hasta las puertas de salida. Para abrir estas puertas, sube por las escaleras y entra en la casa de la mujer antipática, coge la vida completa de al lado de la cama, y sal por la ventana. Desde allí puedes cruzar el patio gracias a la cuerda, y llegar a un grupo de habitaciones donde verás dos interruptores: uno abre la pierta de salida y el segundo abre la puerta para salir de esa habitación.

Ahora la Reina pasará a través de la puerta, y te pedirá que, de nuevo, explores un poco. Cuando llegues a un puente que tiene su parte central elevada, salta sobre él y desde allí al barco en el rio. Desde allí, entra en la habitación, coge el rifle blaster y sube las escaleras hasta el balcón. Allí utiliza la fuerza para activar el interruptor del otro lado y el puente bajará, permitiendo a la Reina cruzar felizmente el puente.

Sigue ahora con la Reina hasta otra zona donde ésta se detendrá. Dobla la esquina y verás más androides de batalla. Enfréntate a ellos y ten cuidado con los androides que aparecerán por detrás de la reina. Sigue eliminando droides hasta llegar al cañón de repetición pesado, del que te librarás de su operario.

Continúa hacia adelante hasta encontrar algunos soldados de Theed ofreciendo resistencia; habla con ellos si quieres. Investiga también la habitación de la derecha donde verás un hombre que te dará algunos útiles interesantes si hablas con él.

Sigue ahora hasta el hangar y elimina allí toda resistencia. Hecho esto, vuelve a por la Reina y dile que todo está asegurado, con lo que tú y ella podréis uniros a Qui-Gon y el resto de compañeros y tomar la nave hacia Coruscant.




CAPITULO 7: Tatooine. Encontrar a Anakin

Este episodio es muy fácil porque no tendrás que luchar con un montón de gente, sino explorar y procurar no perderse por las calles de Moss Espa. Sin embargo, hay un montón de cosas que hacer.

Comienzas tu misión en el planeta Tattoine, junto a la nave que ha sufrido un pequeño contratiempo. La sirvienta de la Reina, tú y Jar Jar Bins debéis dirigiros a Moss Espa para encontrar piezas de repuesto para la nave.

El camino a la ciudad es muy corto y lineal, por lo que no tendrás problemas para encontrarla. Sin embargo, serás atacado por los Tusken, los moradores de la arena. Acaba con ellos y podrás reiniciar la marcha.

La ciudad tiene 4 calles principales, y aunque no puedes entender el lenguaje, hay cuatro carteles indicadores en diferentes colores: rojo, negro, azul y naranja. La calle roja es en la que apareces cuando llegas a la ciudad, y es la calle principal. A la derecha de la calle roja está la calle negra, y un poco más lejos, la calle azuk. En el lado izquierdo de la calle roja verás el acceso a la calle naranja.

Al final de la calle naranja está la tienda de Watto, que tiene el generador de hypervelocidad T-14 que tu nave necesita, pero no podrás llegar a ella hasta que encuentres a Anakin, quien te dirigirá hacia ella. También necesitarás que Shmi te guíe hasta Anakin, y ésta no aparecerá hasta que hayas recabado la información de que Watto y Anakin existen y tienen lo que necesitas. Habla con la gente de los mercados.

Ahora baja por la calle azul. Antes de que dobles a la izquierda, habla con el comerciante de la esquina y pídele que te enseñe su Podracer. Luego, continúa hasta que veas una enorme bestia a la izquierda, y Padme estará a la derecha. Habla con Padme. Necesitas encontrar a Anakin, mientras ella habla busca a Jar Jar. En el edificio cercano hay una criatura tomando un baño, aquí es donde encontrarás a Jar Jar cuando lo necesites, porque Padme NO encontrará a Jar Jar por sí sola.

Continúa por tu camino una vez dejado atrás Padme y llegarás al barrio de los esclavos, con un montón de niños corriendo por ahí. Sigue avanzando hasta que llegues a un callejón sin salida, y allí hay una pequeña calle a la izquierda, donde verás a Shmi. Habla con ella, luego síguela a través de la puerta y habla con Anakin cerca del podracer. El te llevará a hablar con Watto, así que síguelo por la chatarrería. Es un circuito muy lineal con algunos saltos dobles y demás, pero nada que no hayas hecho antes. Eventualmente, llegarás a la tienda de Watto.




CAPITULO 8: Tatooine. Reparar la Nave

Una vez atravesada la chatarrería, estás en disposición de hablar con Watto e intenta negociar un T-14. No dejes la conversación hasta que mencione la apuesta, y no aceptes menos de dos convertidores de combustible por tu pieza de Naboo.

Una vez fuera de la tienda, habla con Anakin. Parece necesitar algunas piezas para su podracer, para lo que necesitas encontrar algunas piezas. Habla con Padme, y luego habla con una de las chicas Twi´lek que están apoyadas en un vaporizador de humedad cercano. Ellas te dirán que Jabba podría prestarte dinero.

El siguiente paso es encontrar a Jar Jar y hacer algunos trueques por el camino. Estás en la calle naranja, así que avanza hasta encontrar otra calle (la roja), luego tuerce a la izquierda. Sigue avanzando hasta encontrar una calle azul a la derecha. Síguela hasta que llegues a tu primer giro a la izquierda y habla con el mercader de la esquina de nuevo. Comercia tus dos convertidores de gasolina por un acoplador de masa. Luego, continúa bajando por la calle y llega hasta la casa donde comentamos que encontrarías a Jar Jar; dile que se vaya al lugar de Watto. Sigue a Jar Jar y te encontrarás al final de la calle roja.

Por allí cerca hay una mujer alienígena con un vestido rojo. Habla con ella y comprométete a encontrar a su hijo. Vuelve a la calle naranja y sube por las escaleras que están a la izquierda, pasado el matón, hasta la casa de alguien. Entra en la casa y sal por la ventana del otro lado, luego camina por el filo del edificio hasta que veas una cuerda encima tuya. Salta y agárrate de la cuerda, pasa al otro lado, y entra en la casa de Sebulba, donde sus dos compañeras de juegos te increparán para que te marches. Continúa y te encontrarás en otra cornisa, la cual debes seguir hasta ver otra cuerda. Salta y cruza al otro lado. Si un tipo desde abajo te dispara, caerás: cárgatelo y vuelve a repetir el proceso. Una vez en la ventana del otro lado, ignora al androide y a la mujer y saca tu sable, luego arremete con el greedo que te espera fuera.

Ahora verás varias jaulas, una contiene al niño esclavo que debes salvar, y la otra una horrible bestia que puede hacerte sudar mucho. Acércate a la jaula de la bestia y espera a que se libera, luego sube a lo alto de la jaula del niño. Desde aquí, puedes darle sablazos sin que la criatura pueda acertarte a tí, por lo que eventualmente la matarás. Luego, libera al niño, destruye el aparato que está junto a la puerta de salida, y vuelve con la madre, quien te dará otro objeto útil para comerciar.

Cerca del barrio de los esclavos encontrarás otro tipo pidiendo ayuda. Entra en su casa y mata a los matones que se han apoderado de su casa, luego habla con el comerciante que te pidió ayuda para dejar constancia de su agradecimiento.

Ve ahora al bar de la calle negra y habla con el tipo bebido, quien te dará el control servo que Anakin necesita por algunos de tus objetos. Regresa ahora con Anakin para dar por concluido este nivel.




CAPITULO 9: Taooine. Liberar a Anakin

En primer lugar, busca el vendedor de chokies y pregúntale cómo está hecho, y llegarás a la parte oscura de la compra. Pídele un detonador termal y dile que es para ayudar a un amigo, entonces te remitirá a otro comerciante.

Habla con el comerciante que está junto a las puertas, en una esquina, y pregúntale si vende alguna otra cosa, luego pregúntale por el detonador termal. Usa tus poderes de la fuerza para hacer que acepte tus créditos republicanos.

Ahora habla con la twi´lek que está apoyada en una esquina y pídele que te lleve a ver a Jabba, de nuevo usando tus poderes para que lo haga inmediatamente. Síguela y haz lo que te dice; eventualmente, serás dejado caer hasta un foso. Observa que justo a la derecha de donde has caido hay una reja en la pared. Ve hacia delante y habla con Jabba, y muéstrate solícito y de acuerdo con su proposición: se trata de vencer a su campeón.

Este monstruo no es el Rankor, pero puede ser una auténtica tortura. Afortunadamente, hay un truco excelente para derrotarle sin que tenga la más mínima oportunidad de defenderse siquiera. En cuanto tengas control de tus actos después de hablar con Jabba, dirígete a la reja de la que te hablábamos y pégate bien a la pared. Comienza a dar mandoblazos de láser. La reja se abrirá y aparecerá el monstruo, pero comenzará a recibir golpes sin que haya tenido tiempo de levantarse siquiera. Si lo haces bien, puedes cargártelo sin que su barra roja aparezca siquiera.

Una vez que lo hayas matado, sal por la puerta y estarás en un bar. Habla con el humano que pudiste ver en la chatarrería de Watto y pregunta por él. Habla una segunda vez y verás que ya no va a decirte nada. Espera a que su compañero te informe de que el tipo es mucho más amigable con una bebida en la mano. Ahora habla con Sebulba y pregúntale por Watto, luego usa tus poderes mentales para que te diga todo lo que sabe.

Ve al bar y pide al robot camarero una copa de zumo, y entrégasela al chatarrero. Vuelve a pedir otra para su amigo y, por fin, pídele al chatarrero que te lleve a ver a Watto. Te dirá que le esperes, pero tú síguele. Sigue avanzando hasta que encuentres a Watto en el balcón. Habla con él y establece la apuesta: tu dinero y el podracer de Anakin contra su libertad y un T-14.

Vuelve al bar, rodea la barra, y verás que ahora es posible descender hasta las gradas de las carreras de podracers. Acércate al pod de Anakin y verás que una criatura sale corriendo del pod con un aparato en la mano, al tiempo que el chico exclama que le han robado. Sigue a esta criatura por toda las instalaciones anexas a la pista y te llevará a través de unas instalaciones de unos moradores de la arena. Acaba con ellos y métete por el túnel antes de seguir persiguiendo a la criatura. Al fondo del túnel verás una vida completa y, si pulsas la barra espaciadora junto a la pared del final, verás un compartimento secreto con algunas granadas.

Sigue ahora a la criatura y verás que sale de la pista de pods, por las escaleras, hasta una tienda en las rocas de arriba. La criatura estará allí cuando llegues, jadeando, pero eliminarla no te va a servir de nada porque ya no tiene la pieza robada. Déjala en paz y sigue avanzando.

La siguiente estancia contiene otra criatura difícil de matar, máxime porque de vez en cuando surgirán del suelo unas torretas con rayos láser capaces de acabar contigo en unos segundos.

La mejor estrategia es lanzar granadas contra ella desde el marco de la puerta, antes incluso de que pueda decir nada, o utilizar el blaster. Una vez eliminada, recoge la pieza robada y llévasela a Anakin, dando por terminado el nivel.




CAPITULO 10: Tatooine. Aparece Darh Maul

En este nivel te encontrarás con Darth Maul, pero no puedes acabar con él por mucho que lo intentes; debe ser una especie de presentación del malo de turno. No hay mucho que hacer ni mucho que podamos decir, pero el nivel puede ser terriblemente corto, o dolorosamente largo dependiendo de tu habilidad con el sable láser. Básicamente, te enfrentarás a unos androides pequeños que disparan lásers al principio. Puedes encargarte de ellos (no es muy difícil) o puedes correr en persecución de Anakin y esperar a que una montaña se derrumbe, concertando la aparición de Darth Maul. Corre y salta de un lado a otro alejándolo del derrumbe, luego intenta saltar por dicho derrumbe y empuja una roca para abrirte paso. Cuando llegues al otro lado, tendrás que bailar un poco más con él en espera de que la nave se ponga en marcha, momento en el que tu personaje correrá hacia la nave y subirá a ella, dando por concluido el nivel.




CAPITULO 11: Coruscant

En este nivel interpretas al Capitán Panaka. Necesitas proteger a la Reina, una tarea a la que ya estás acostumbrado.

Comienzas el nivel en una plataforma aérea, esperando para coger un aerotaxi. Coge la munición cerca de ti y acércate al aerotaxi, el cual será destruido por un cañón aéreo. Destruye al cañón y encárgate también de los matones que surgirán para acabar el trabajo, al tiempo que proteges a la Reina. Evita meterte debajo de la nave... ¡es preciosa, pero allí no se ve nada!

Ahora muévete rápidamente a la plataforma móvil y habla con el robot que la maneja. Pide al robot que te cruce hasta la oficina de turismo y, una vez allí, habla con el robot. Continúa avanzando y habla también con el tipo que está tras el mostrador.

Continúa avanzando hasta que llegues a un droide vendiendo tickets para el tour. Lamentablemente, cuestan dinero y tú no llevas nada encima. Vuelve atrás al área con la unidad R2 y el hombre tras el mostrador, y sal por la puerta a la plataforma exterior. Habla allí con un hombre de la derecha y verás que quiere vender sus tickets porque necesita ir hasta Aldearán (¡esperemos que no tenga intención de formar allí una familia!). Habla ahora con el hombre del otro lado y véndele tus binoculares por 100 créditos, suficientes para conseguir los tickets del primer hombre.

Vuelve a la habitación donde el droide te vendía los tickets y hazle entrega de tus billetes. Pasa a la siguiente cámara y acércate al vehículo del tour, que será destruido por otro cañón aéreo. Necesitas una ruta alternativa a la Cámara del Senado. Continúa y verás un pozo con un ascensor. Necesitas hacer subir el ascensor porque la reina no bajará hasta el pozo. Hay dos cajas móviles en el pozo, una está cerca de un campo de fuerza azul, y la otra está en la esquina más alejada.

Mueve una de las cajas hasta la barandilla rota y trepa hasta arriba, llegando a la sala de control. Pulsa la palanca de la izquierda para hacer subir el ascensor y desactivar el campo de fuerza azul, con lo que ya tienes acceso a la segunda caja y puedes llevarla al ascensor.

En este momento escucharás gritos de auxilio de la Reina, pero no puedes hacer nada. Está siendo raptada, no asesinada, así que forma parte de la trama. Una vez en el ascensor, empuja la caja hacia delante, y muévela hacia el área que te deja caer a tu muerte. Hay un panel de control que controla una plataforma móvil. La plataforma está arriba y no puedes acceder a ella sin la caja, así que ponla en posición, usa el panel, y salta a la plataforma cuando ésta llegue. Una vez al otro lado, hay más enemigos y cañones que combatir.

Accede ahora por la segunda ventana, que te llevará a un panel de control. Usalo y luego abandona la sala por la ventana de la derecha. Esto te dejará en otra cornisa. Tendrás que saltar hasta la siguiente cornisa y entrar por otra ventana, luego sigue el camino hasta el almacén.

Aquí, verás dos cajas que puedes mover. Una caja está en el suelo, y revelará una zona secreta con una vida parcial. La otra caja está apilada en lo alto de otra. Empújala hasta el suelo y podrás recoger algo de munición.Abandona ahora el almacén hasta la siguiente zona. Puedes hablar con la gente de aquí, si quieres, pero una vez hayas terminado sube las escaleras y usa el único ascensor disponible. Abre las puertas y elimina toda resistencia, luego desactiva el campo de fuerza que guarda el ascensor hacia abajo. Hecho esto, usa el ascensor y sigue el oscuro túnel hacia la puerta grande. Tras esta puerta está el área condenada, donde no puedes esperar nada bueno.

En el área condenada verás un montón de gente pidiéndote dinero o comida, y dado que el Capitán Panaka no tiene ninguno de los dos, toda esta gente acabará atacándote, así que bien puedes optar por atacar primero y pillarles por sorpresa.

Sigue el camino ahora y llegarás a un callejón sin salida. Usa el panel de control y el muro descenderá. Rápidamente, súbete encima y espera. Pronto volverá a subir llevándote a otro nivel. Usa el panel de control y, cuando el muro baje de nuevo, corre a través de él hasta otra habitación. Aquí verás dos paneles de control. Rápidamente, pulsa el panel de la izquierda, luego pulsa el panel de la derecha. Corre hacia el muro que baja y luego corre hacia el segundo a la derecha. Esto debería dejar el camino libre.

Pulsa ahora el otro panel. De nuevo, cuando el muro baje, corre hacia el frente. Deberías estar en una habitación con varias cajas apiladas. La caja de lo más alto tiene una llave blanca que necesitas, así que empuja la caja hasta el suelo para revelarla. Pulsa la palanca, y cuando el muro baje, coge la ruta de la derecha. Usa el pase llave en el panel blanco. Entra en la habitación, elimina al tipo que retiene a la Reina y rescátala. No olvides coger la llave roja del ascensor que el tipo soltará cuando muera. Usa el panel, y cuando el muro baje, corre derecho hacia el frente. Sube al ascensor y usa la llave roja en el panel rojo. Al final, sigue hasta que tu camino se vea detenido por un abismo sin fondo.

Gira a la derecha, y usa la palanca. La puerta más allá del abismo se cerrará, revelando una palanca en la otra esquina. Ve hasta esta palanca y úsala. El puente se moverá y ahora podrás cruzar el abismo. Una vez al otro lado, ve a la izquierda. Usa la palanca que está cerca de la reina y el puente se moverá otra vez. Ve a la esquina opuesta y usa aquella palanca, haciendo que los bloques se muevan.

Ve hasta la siguiente palanca (la que pulsaste cuando empezaste este puzzle) y úsala. La puerta se abrirá, aunque no puedas verla. Vuelve hasta la otra palanca y úsala para mover los bloques. Ahora la puerta abierta se mostrará. Pasa a través de lla, sigue avanzando hacia delante y llegarás un ascensor que te conducirá a una puerta protegida con contraseña. La contraseña es "Coruscant tiene unos atardeceres maravillosos". Dentro verás otro jefe, un Mercenario de Coruscant. Este tipo será especialmente duro debido al hecho de que estás jugando con Panaka, un personaje en realidad muy débil. Usa granadas y tu habilidad para matarlo.

Hecho esto, pasa a través de la puerta y sigue hasta el ascensor, luego cruza la plataforma móvil. Con esto terminarás el nivel.




CAPITULO 12: Theed. Recuperar la Capital

En este nivel, juegas tanto con la Reina Amidala como con Obi-Wan. La Reina es un personaje débil y no deberías esperar mucho de ella, como lo prueba el hecho de que su arma inicial sea una simple aturdidora de androides. Como la Reina, necesitas proteger al Capitán Panaka, pues si éste muere finalizará la partida, y como Obi-Wan, tu misión será perseguir y combatir a Darth Maul adondequiera que vaya.

Como Obi-Wan, deja a la tripulación en el hangar y te encontrarás con Darth Maul de nuevo, pero tan pronto como el combate empiece, pasarás a ser la Reina. Avanza hacia delante, enfréntate a los androides y busca, en algún lugar a la izquierda, una habitación con un hombre que ya has visto antes. Habla con él y te abrirá una habitación con algunos útiles dentro. Sal luego, y continúa yendo hacia delante.

Al lado de una fuente, Panaka se detendrá y dirá que todo está demasiado tranquilo. Habla con él y dile que espere hasta que tú explores un poco más adelante. Avanza y destruye a los droides que encuentres. Panaka comenzará a correr entonces hacia delante porque un androide destructor hará su aparición cerca de la fuente. Salid de allí y cruzarás un puente, te enfrentarás a más droides y a unos cuantos destructores usando el cañón de repetición pesado. Cuando el camino esté libre, ve cerca de las puertas grandes y cambiarás a Obi-Wan de nuevo.

Obi-Wan está en el hangar. Ayuda a Qui-Gon a luchar contra Darth-Maul. Cuando la barra de vida de Darth-Maul llegue a la mitad, huirá por una puerta. Síguelo y serás de nuevo la Reina.

Ahora las puertas están abiertas, así que crúzalas como alma que lleva el Diablo porque detrás tuya tendrás un destructor con malos humos. Sigue a la derecha y sube las escaleras hasta una habitación, donde verás algo de vida. Cruza la habitación, cruza el puente y baja las escaleras. Elimina a los androides disparándote.

A la derecha verás una unidad R2 de la que debes conseguir que te abra la puerta cerca del soldado herido. Entra en la pequeña habitación y destruye el generador de energía para abrir las puertas de nuevo. Crúzalas eliminando toda resistencia y verás tu camino bloqueado por un campo de fuerza. Habla con los soldados heridos y pasa por el arco directamente opuesto al campo de fuerza, luego sube las escaleras de la derecha y habla con el prisionero que liberaste hace algunos niveles. Te dará algunas armas. Baja hasta el patio con el campo de fuerza y coge las escaleras cercanas al prisionero herido. Encuentra el camino hasta el puente y salta allí donde la barandilla está rota. Rodea la esquina y verás a un puñado de peligrosas unidades R2 a las que debes eliminar (¡nunca os perdonaremos esto, LucasArts!).

Encuéntrate ahora con Panaka y síguelo por las escaleras, a través del jardín (con la estatua) hasta una balconada con los otros soldados. Ahora serás Obi-Wan de nuevo.

Lucha con Darth un rato más, hasta que corre a través de una pasarela elevada. Síguelo, y Qui-Gon te dirá que la decisión es tuya. Salta sobre Qui-Gon si tienes que hacerlo e intenta dar caza al malvado Darth Maul. Gira y verás un campo de fuerza azul. Cuando se quite, camina hasta la siguiente área circular pero no vayas más lejos. Camina a la izquierda y se abrirá un compartimento en el que entrarás automáticamente. ¡Fin del nivel!




CAPITULO 13: Theed. Lucha final con Darh Maul

En este episodio hay un montón de androides destructores para que la Reina los destruya. Por ahora, avanza y habla con el soldado que está junto a las tres puertas. Escucha lo que dice y NO abras la puerta tras él. No hay forma de que puedas hacer frente a todos los androides. En vez de eso, entra en la habitación de la derecha y mueve la caja de colores hasta la habitación de la izquierda. Ponla debajo del botón verde y trepa y activa el botón. Ahora entra en el área donde están los prisioneros y habla con el que tiene el pase blanco. Sal hasta el área principal y ve hasta la puerta con el panel de control blanco. Es inaccesible por ahora.

En la esquina cerca del panel hay un lector de pases que debes usar para revelar el panel de control blanco. Una vez hecho, usa el control y pasarás a ser Obi-Wan de nuevo.

Pasa a través de la puerta y prepárate para un juego de saltos. Tendrás que saltar por todas esas rampas y ascensores desde un extremo de la habitación hasta el otro si quieres alcanzar la pasarela en la que están Darth Maul y Qui-Gon luchando.

Hay un androide en este círculo. Elimínalo. Tu misión en este punto del juego es llegar al lado izquierdo de la habitación. Ve por la izquierda, deja atrás dos círculos con campos de fuerza y espera a llegar a otro círculo con un robot en el centro. Elimínalo. Cuando el ascensor llegue, sube y deja que te lleve hasta el círculo superior. Desde este punto, verás a Dath Maul y Qui-Gon luchando. Mira alrededor y verás una puerta justo bajo tuya. Hay un círculo (con un campo de fuerza saliendo del centro) que conduce a esa puerta. Haz un salto doble para llegar a él. Pasa a través de la puerta y elimina a los dos droides. Abre la siguiente puerta y accede a la pasarela. El primer panel que encuentres enciende las luces, y al final de la pasarela, el segundo panel te libra de los campos de fuerza.

Vuelve ahora al primer panel. En el lado opuesto hay otra zona así que ve hasta ella. Necesitarás cruzar a la otra pasarela, para lo que arrojarás una bola de energía Gungan hasta la plataforma del otro lado, lo que activará el panel de control, provocando que la plataforma se abra un poco. Con esto puedes llegar a ella haciendo un salto doble largo.

A continuación encontrarás cuatro o cinco droides ofreciéndote resistencia. Pasa a través de la siguiente puerta y llegarás a un círculo cerrado. Camina un poco más y cambiarás papeles de nuevo. Ahora eres la Reina.

Hay un montón de androides delante, incluyendo uno usando un cañón de repetición pesado. La primera habitación de la izquierda (cerca del segundo cañón) tiene un montón de armas. Después de que hayas eliminado todos los androides, ve hasta la puerta de la izquierda al final del corredor. En el nuevo corredor, la puerta de tu izquierda tiene una máquina para leer pases azules, y el pase está en la habitación de la izquierda. Deja que Panaka se ocupa del androide destructor que está también en esa habitación.

Una vez que hayas pasado la puerta azul, regresa a la habitación con el lector de pases y úsalo. Luego vuelve hasta la puerta bloqueada y usa el panel de control azul. El pase rojo está en la siguiente habitación, así que una vez lo tengas, úsalo en el lector, abre y cruza la puerta roja y serás Obi-Wan de nuevo.

El objetivo de Obi-Wan aquí es cruzar hasta el otro extremo de la habitación. Una vez hayas hecho tus saltos y cogido los ascensores adecuados, necesitarás activar los controles que están junto a la pared. Empezando con la pared con tres paneles, y yendo de izquierda a derecha, debería ser: 9:00, 9:30, 3:00. En la otra pared con cinco paneles, de izquierda a derecha, debería ser: 9:30, 3:00, 9:30, 3:00, 9:30. Esto debería dejarte el camino libre. Toma el ascensor y cruza la puerta para volver a ser la Reina.

Elimina al androide cerca del cañón de repetición pesado y úsalo para eliminar a los androides y a los destructores. Sube luego las escaleras y, si te quedan cohetes, úsalos contra los destructores que encontrarás. Una vez arriba, pasa por la puerta de la izquierda y tendrás que salir por la ventana y caminar por la cornisa hasta que llegues a otra ventana. Una puerta en el lado conduce a la sala del trono. Entra ahora y elimina a los pocos androides que encontrarás. Antes de que hables con Viceroy, abre la puerta en el lado opuesto al que has entrado y habla con Panaka, asegurándote de que te sigue hasta la habitación. Habla ahora con Viceroy y lanzará unos pocos androides contra ti. Elimínalos y vuelve a hablar con Viceroy, y volverás a cambiar papeles con Obi-Wan.

Obi-Wan caminará los últimos pasos que le separan de la pasarela donde Qui-Gon y Darth Maul estaban luchando, pero ahora no hay nadie allí. Ve por la puerta de la izquierda y mira cómo los campos de fuerza rojos cambian alternativamente de encendido a apagado. Pasa por el lado donde esos dos están luchando y aquí tienes la batalla final.

Un truco que funcionó estupendamente es colocarse cerca de una de las esquinas y usar la fuerza, o un par de misiles protón, para intentar arrojarlo al vacio. O si te sientes inspirado, puedes usar el clásico enfrentamiento de sables láser. Ten cuidado, no obstante: Darth-Maul usa haces de luz rojos y es capaz de lanzarte objetos.

Una vez que Darth Maul haya muerto, habla con Qui-Gon y habrás acabado el juego.

Fuente: loresdelsith.net http://www.loresdelsith.net/estadio/juegos/laamenazafantasma/trucos/c_index2.htm
Volver arriba Ir abajo
http://www.instant-gaming.com/igr/jdswtor/
 
Guía del juego
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
-» Jedis of Darkside «-  :: Star Wars :: Videojuegos :: Episodio I: La amenaza fantasma-
Cambiar a: